COSTA NOTICIAS

Ingrid Betancourt viene cada 4 años por oportunismo político. Ella no representa a las víctimas de las Farc. Por: Carrillo Navas

“Las Víctimas de la guerra no es club exclusivo, así como la justicia que combate la impunidad tampoco” LGCN 

Todos los colombianos los que tenemos uso de memoria y aquellos jóvenes que deben leer su historia no lo que le digan en redes los autonombrados mesías, youtubers o influencers deben conocer el secuestro de Ingrid Betancourt, no solamente porque fue una de miles de víctimas ocasionadas por las Farc, sino por la transcendencia nacional e internacional. Pero a renglón seguido Ingrid la luchadora, defensora de la democracia que no negociaba con terroristas ni narcotraficantes, francamente se quedó en aquel monte, falleció o quedó sepultada en la selva, pues la persona que regresó del cautiverio es una persona muy distinta pero no para bien.

Esta columna no busca lapidar a la excongresista, a la que le revivieron de la nada un movimiento como Oxígeno Liberal la Corte Constitucional por arte de magia, aquí lo que se trata es de recabar las quejas de muchos con la pre nombrada que no la sentimos parte del pueblo, que ya no le tienen esa consideración por su calidad de ex secuestrada y que parece más una ciudadana francesa arrogante y por encima del común una “Femme fatale” “Mujer fatal” que vende comercialmente como voz de las víctimas, cuando ni siquiera ella ha intercedido por ellas.

  • ¿Por qué las demandas al Estado por su secuestro? Muchos colombianos no entienden la demanda contenciosa administrativa que tiene ella contra el Estado colombiano a quien culpa de su secuestro entre los años 2002 y 2008 y con esto no quiero decir que no pueda o no deba demandar, es que resulta irónico que fue su temperamento, terquedad la que la puso en bandeja de plata ante las Farc y entonces con el grito de batalla era responsabilidad del Estado proteger la vida, honra, bienes y seguridad de los ciudadanos, velar por ella, pregunto ¿qué se tenía que hacer? ¿amarrarla, detenerla hasta convencerla para que no fuera a San Vicente del Caguán.? Pero lo absurdo es que el Estado deba pagar la condena de perjuicios, porque lo más seguro es que será así y las Farc por su parte no pagará ni un peso y menos del sueldo 35.5 millones de los congresistas de las Farc que fueron quienes la secuestraron. Otra de las embarradas del Narco acuerdo de Santos, con robo del plebiscito incluido. “Nunca un proceso de Paz podrá pasar la página, si se inculca la cultura de la resignación” LGCN
  • Ingrid Betancourt no es referente ni representa a las víctimas: Ella no interviene por las miles de víctimas del conflicto armado y especialmente las ocasionadas por las Farc, ella no es su voz, ni las representa. “La justicia no se puede sacrificar en nombre del perdón y jamás el perdón es símbolo de Justicia” LGCN
  • Es claro que la intención política que ella tiene es libre y entra precisamente en contradicción con lo que manifiestan los verdes y la izquierda que estamos en dictadura, porque si eso fuera así, ella no podría ni postularse, ni ejercer su derecho de participación política, ni ejercer la libertad de expresión, opinión o pensamiento, de esas falacias y sofismas que constantemente María José Pizarro, Inti Asprilla, Katherine Miranda, Gustavo Petro, Aida Avella, Gustavo Bolívar dicen bajo su doble moral en redes sociales, esos que siguen cobrando el Cheque de congresistas.
  • En mi opinión es otra representante del santismo, que sólo les da duro a las Farc cuando le conviene frente a su caso particular y concreto, además que implícitamente pareciera tratar de convencer a los colombianos que hay que pasar la página de los crímenes en impunidad con las Farc. “Nadie puede exigir perdón sin justicia, pasar la página sin verdad, ni pretender el olvido sin reparación” LGCN
  • Lo más raro y lo digo con sarcasmo es que ella viene a acordarse de Colombia cada cuatro años cuando hay elecciones como en 2018 sentada en la mesa con Gustavo Petro y Ángela María Robledo, ahora agradeciendo a Juan Manuel Santos por su #FalsaPaz en 2022, lo cual denota claramente el oportunismo político, tal vez para lograr que la nombre de embajadora en Francia o en otro país, o por la reposición de votos que consiga, o porque se las venga a dar de lideresa de la mujer y las víctimas, calidad que perdió por su mezquindad con las demás víctimas

De acuerdo a la real Academia de la Lengua oportunismo es la “Actitud que consiste en aprovechar al máximo las circunstancias para obtener el mayor beneficio posible, sin tener en cuenta principios ni convicciones’. Se usa sobre todo en el ámbito político y tiene connotaciones negativas” De eso, no solo menciono a Ingrid Betancourt, sino a otras figuras como los hijos de Luis Carlos Galán o el hijo de Rodrigo Lara Bonilla o la Unión Patriótica.

Por ello, me imagino que por cada demanda en la cual se le resarzan los perjuicios del secuestro a través de ella misma o por intermedio de sus hijos, que tenga que pagar el Estado a nivel nacional o internacional, que las Farc pague por lo menos la mitad de su secuestro, situación que manifiesto con el mayor sarcasmo posible, eso no ocurrirá por la doble moral que hay con las Farc que los venden como héroes y no victimarios. “No se puede aceptar crímenes o delitos pidiendo disculpas, sin un juicio o una condena, eso por sí sólo revictimiza a las víctimas y es un saludo a la impunidad” LGCN

La conclusión es tortuosa y triste, mientras tanto las miles de víctimas ocasionadas por las Farc, no se le escuchará para decir la verdad, no se les hará justicia, porque las Farc gracias a la Jep no pagarán ni un día de cárcel “”Con disculpas de los victimarios de sus crímenes, ni se hace justicia, ni se repara a las víctimas” LGCN, y a diferencia de Ingrid Betancourt sus indemnizaciones son exiguas y pagaderas entre 10 o más años por parte de la Unidad para la Atención y Reparación de las Víctimas entidad estatal, porque el narco acuerdo blindó hasta eso que las Farc no pagara un solo peso del daño, genocidio, reclutamiento forzado de menores, violaciones, abortos, secuestros, masacres que cometieron contra mi gente colombiana.

Por ello Ingrid Betancourt no es la única víctima ocasionada por las Farc, cada 4 años otra oportunista política. “No hay peor Doble moral que ser víctima y defender como héroes a los victimarios, con la frase de cajón pasemos la página de sus crímenes” LGCN

 

Comparte esta entrada

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore