COSTA NOTICIAS

Fundagán exige que se le respete el derecho de ganaderos víctimas de la violencia en las 16 curules de paz

El sector ganadero espera ser tenido en cuenta en la adjudicación de las 16 curules de paz en el Congreso de la República.

Históricamente los ganaderos colombianos han sufrido en carne propia los embates de la guerra. Por esta razón, las víctimas ganaderas de la violencia no son menos víctimas.

Asesinatos, extorsiones y desplazamientos forzosos son los principales hechos victimizantes sufridos por los ganaderos de Colombia desde hace décadas por parte de la guerrilla, paramilitares y delincuencia común.

Barranquilla, 30 de agosto de 2021.- Con la representación de la Fundación Colombia Ganadera (Fundagán), los ganaderos que fueron perseguidos, extorsionados y secuestrados de la guerrilla de las Farc durante el conflicto armado en Colombia esperan tener participación activa en las 16 curules de paz que se les asignarán a las víctimas y que revivió la Corte Constitucional hace unos meses.
David Gamboa, defensor de Derechos Humanos de Fundagán, participó en la audiencia pública mixta que se desarrolló en la Comisión Primera de la Cámara de Representantes y en la que argumentó los motivos por los que los ganaderos víctimas tienen derecho a una de las circunscripciones especiales.
“Se ha indicado que las víctimas son el centro del acuerdo y por ello es necesario, entonces, que se tenga en cuenta que esa centralidad deba verificar el gran universo de víctimas que en medio del conflicto han dejado las Farc, muchas de ellas del gremio ganadero que han sido objeto de graves violaciones a los derechos humanos y obligados, en muchos de los casos, a abandonar sus regiones”, añadió.

Los ganaderos han sufrido todas las violencias
Históricamente los ganaderos colombianos han sufrido flagelos como el asesinato, la desaparición y extorsión por parte de los grupos armados ilegales. Además, han sido injustamente estigmatizados por la sociedad.
El experto en derechos humanos fue enfático en afirmar que las víctimas que durante 50 años de guerra puso la ganadería colombiana deben contar con una verdadera participación que tenga en cuenta todas las circunstancias y adversidades por las que cruelmente atravesaron.
Se refirió especialmente al fenómeno del desplazamiento forzoso de miles de ganaderos del país por cuenta de las amenazas de muerte y extorsiones perpetradas por el grupo guerrillero de las Farc.
David Gamboa equiparó este flagelo con el caso de las comunidades afrodescendientes desplazadas de la cuenca del río Cacarica en Riosucio, Chocó.
“Como lo indicó el mismo Sistema Interamericano de Derechos Humanos al Estado colombiano respecto de las víctimas de desplazamiento en este caso, realizó recomendaciones urgentes de adoptar los procedimientos necesarios para reconocer la vulnerabilidad y las diferencias de los grupos víctimas de desplazamiento en mayor riesgo de violaciones de derechos humanos, a fin de que la respuesta del Estado esté orientada a la atención de sus necesidades especiales y adoptar las medidas necesarias para garantizar su participación plena y en condiciones de igualdad en los asuntos públicos, a tener igualdad real de acceso a los servicios públicos y a recibir asistencia para la rehabilitación”, citó Gamboa, quien asimismo instó a la adopción de medidas necesarias para garantizar la participación de las víctimas ganaderas de manera plena y en condiciones de igualdad en los asuntos públicos.

Curules para verdaderas víctimas
El defensor de Derechos Humanos de Fundagán expresó también su preocupación de que las 16 curules de paz no sean ocupadas por las víctimas legítimas del conflicto y de las Farc sino no por colectivos cercanos al grupo armado ilegal que durante 50 años fungió como victimario.
“Esa es la inquietud que debe resolverse desde este recinto (Cámara de Representantes), pensando en que muchas víctimas, como sucede con el gremio ganadero, debieron dejar todo como única forma de salvar sus vidas, y sin estar en el territorio donde fueron víctimas, pero no solo como parte del acuerdo final, sino por las obligaciones internacionales que han surgido a partir de las decisiones que son vinculantes para Colombia, como la que he mencionado”, manifestó.
De esta forma, Fundagán exigió que haya verdad, la justicia y reparación porque las víctimas ganaderas de la violencia no son menos víctimas.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore