COSTA NOTICIAS

En libertad el coronel Hugo Aguilar. La Fiscalía no pudo sustentar la acusación

hugo-aguilarBarranquilla, 27 de febrero de 2018.- Este lunes un juez de control de garantías dejó en libertad el coronel Hugo Aguilar, después de más de 6 horas de audiencia en que el ente acusador, llámese Fiscalía General de la Nación, la misma que lo capturó el pasado viernes, no tuvo los argumentos suficientes ante el Juez para que este le dictara la medida de aseguramiento intramural que había solicitado para los capturados.

Durante más de dos horas de intervención, el juez afirmó que no se podía continuar con especulaciones, “que porque antes estuvo ahorita también”. Afirmó que fue apresurado el ente acusador quien debió haber hecho una investigación más exhaustiva, por lo que de inmediato extendió las boletas de la libertad. La Fiscalía no presentó recurso de reposición.

No obstante los capturados, el exgobernador Aguilar, como su familia continúan vinculados al proceso por los cargos que le imputa la Fiscalía. Así mismo es importante destacar la intervención del delegado de la Procuraduría, quien le solicitó al juez que se abstuviera de imponer la medida intramural para los imputados.

El ente acusador deberá en 60 días reunir las pruebas que acrediten los cargos que se le imputan al Ex Gobernador Hugo Aguilar, su exesposa Mónica María Barrera Carreño, su exsuegra Socorro Carreño y Yeison Albeiro Sáenz Plazas y poder presentar acusación formal contra los cuatro implicados.

Recordemos que el juez había legalizado la captura de estas 4 personas sin embargo no tuvo material probatorio suficiente para la incautación de los automotores, esto es, un Mercedez Benz los dos Porsche,  y un Toyota.

El procedimiento contra Hugo Aguilar y su familia, lo desprende el ente acusador de la condena por parte de la Corte Suprema de Justicia contra el Aguilar, por su nexo con paramilitares a cambio de favores electorales, el llamado escándalo de la “parapolítica” al que fue vinculado. En este orden según la Fiscalía, relaciona presuntos bienes del Ex Mandatario en Bogotá, Boyacá y Santander, además de los automotores con el pasado del Ex Gobernador de Santander.

Aunque en principio se habló de bienes por unos 15 mil millones, la Fiscalía durante la audiencia de imputación de cargos el juez del caso se sostuvo en un incremento patrimonial en más de 1.000 millones de pesos.

Por otro lado en el caso de la ex esposa, Mónica María Barrero Carreño, la Fiscalía afirmó textualmente que “presentó unos aumentos en su patrimonio por la suma de 179 millones de pesos durante el año 2002, alcanzando una suma de 2.123 millones para el año 2015”.

Fue muy importante y muy dura la intervención del juez contra la Fiscalía como también importante en esta audiencia la intervención de la Procuraduría en que advirtió al Fiscal delegado de no haber podido entregar ningún elemento de juicio o explicación a partir de la desprendiera que la alianza delictiva demostrada que existió generó también un espacio que habría permitido a Aguilar Naranjo enriquecerse ilícitamente para los años posteriores a su paso por la gobernación de Santander, “esta situación señor juez se torna aún más confusa con el hecho notorio que los paramilitares se habrían desmovilizado entre los años 2005 y 2006”, dijo el delegado del Ministerio Público.

Finalmente textualmente expresó: “si bien es cierto que estuvo vinculado con grupos paramilitares, no se tiene claridad sobre la manera en que luego de dejar de ser gobernador de Santander, esta persona incrementó injustificadamente su patrimonio y que dicho aumento tuvo origen en dicha alianza criminal. Esos son aspectos que no aclaró la Fiscalía”.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore