COSTA NOTICIAS

En el exterior celebran con alegría y en Cuba en silencio, pero tiene sus dolientes, adentro y afuera!

En la popular calle 8 de Miami, cientos de exiliados que habitan en ese sector llamado la Pequeña Habana, están celebrando desde anoche mismo, la muerte de Fidel Castro con mucha alegría al ver finalizada una era de opresión.
En la popular calle 8 de Miami, cientos de exiliados que habitan en ese sector llamado la Pequeña Habana, están celebrando desde anoche mismo, la muerte de Fidel Castro con mucha alegría al ver finalizada una era de opresión.

Miami, Estados Unidos, noviembre 26 de 2016.- En la popular calle 8 de Miami, cientos de exiliados que habitan en ese sector llamado la Pequeña Habana, y en Hailya están celebrando desde la anoche misma de la muerte de Fidel Castro, con mucha alegría al ver finalizada una era de opresión. Consideran los cerca de 2 millones de cubanos que huyeron del régimen a los Estados Unidos con la muerte de Fidel Castro, que ahora podrán volver a su amada Cuba.

La cubana que si no pudo nunca regresar a visitar a su familia, ni siquiera en los momentos más difíciles fue Celia Cruz, a quien el régimen castigó muy duramente con el asesinato de algunos de sus familiares, a unos moralmente y a otros físicamente, igualmente despojándola además de la casa que había comprado a su madre con el esfuerzo de su trabajo, supuestamente para darla como cuota a la revolución. Murió Celia Cruz sin poder visitar a Cuba.

También celebran en Miami los congresista cubanos del Partido Republicano, entre ellas Ileana Ros Lethtinen, quien ripostó a quienes critican su alegría y les recuerda el sufrimiento tanto de ella como el de sus coterraneos cubanos.

Otro que también expresó su alegría fue el ex congresista Lincoln Díaz Balart, quien señaló que “el cerebro del mal ha muerto, y no solo el cerebro de la maldad para Cuba, sino el cerebro de Maduro” y de todo eso que ha querido imponer en Latinoamerica.

Igualmente celebraron en España los exiliados cubanos, con jolgorio y felicidad en las afueras de la embajada en Madrid, en la calle Paseo de La Habana, aunque también llegaron simpatizantes de la dictadura.

Pero también celebran en silencio muchos cubanos que lucharon y continúan luchando por la libertad, entre ellos los balseros que se salvaron pero les tocó regresar a mitad de camino, los familiares de balseros que llegaron a Estados Unidos y dejaron sus familias en Cuba, el periodismo renovado como Yoanni Sanchez y su familia, al igual que muchos otros millones de personas más, entre ellas también las Damas de Blanco.

 

Comparte esta entrada

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore