COSTA NOTICIAS

Desplazamiento en el Bajo Cauca Antioqueño, alcanza las casi 1.500 personas. Menores los más afectados

desplazados-choco-defensoriaBarranquilla, febrero 19 de 2018.- Se lleva a cabo un Consejo de Seguridad este lunes se reiteró la denuncia del desplazamiento en los municipios del Bajo Cauca antioqueños donde los más afectado son los menores de edad quienes ya iniciaron el año escolar, sin embargo les ha tocado a más de 1000 familias las que de manera obligada les ha tocado dejar sus casas sin la oportunidad de llevarse consigo sus enseres.

La situación de desplazamiento que va en aumento se estaría dando según las autoridades por conflictos entre el ELN y el Clan del Golfo y bandas criminales peleándose el dominio del territorio, debido al tránsito de la droga por ese corredor.

Los desplazados ya alcanzan casi las 1.500 personas, en la que se encuentran gran parte de menores de edad. Según manifestó la Oficina para los Refugiados, ACNUR, en un comunicado de prensa este domingo, a través de la Oficina en Colombia del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos el desplazamiento forzado que se viene dando y las violaciones de derechos humanos que se han presentado en las últimas semanas en esa subregión del Bajo Cauca Antioqueño.

Afirmó la ONU Derechos Humanos y ACNUR que hasta la fecha y desde el 19 de enero del presente año ha afectado por lo menos a 822 personas, entre estos, 461 adultos y 361 niños, niñas, adolescentes. Hechos que señalan han sido de desplazamiento reiterativos en las comunidades de las veredas Anará, San Francisco, Bejuquillo, que se suman a las ya afectadas en El Tigre, Ponciano, Alto Tamaná, Campanario y El Calvario, según señala la ACNUR.

Así mismo manifestaron su alarma por el incremento en el número de homicidios en el Bajo Cauca, que a la fecha, de acuerdo con cifras oficiales, supera en más del 255% la cifra del mismo periodo del 1 de enero hasta el 14 de febrero del año inmediatamente anterior.

En el Bajo Cauca estamos observando violaciones de derechos humanos, tales como: amenazas y atentados en contra de la vida e integridad de personas civiles, violaciones relacionadas con los derechos económicos, sociales y culturales, y afectaciones a principios y prácticas ancestrales del pueblo indígena Senú en su territorio.

La situación de riesgo de las comunidades del Bajo Cauca Antioqueño ha sido advertida ya por la Defensoría del Pueblo en la alerta temprana de inminencia 009 del 22 de enero de 2018.

Instamos al Estado a que evalúe la efectividad en la implementación de la política de prevención y protección de las personas, en especial, urgen a que el Estado garantice que los recursos humanos y económicos sean suficientes para atender la emergencia humanitaria actual y para generar condiciones de respeto por los derechos humanos y de seguridad humana.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore