COSTA NOTICIAS

Cinco preocupaciones de los colombianos en el 2017. Por: María del Rosario Guerra*

*Senadora de la República

maria-del-ro-3En este año 2017, cinco preocupaciones he notado en los colombianos con los cuales he tenido la oportunidad de compartir. La primera es cómo la reforma tributaria les está afectando y les va a afectar el bolsillo. Claramente, el alza del IVA del 16 al 19% les está subiendo el canon de arrendamiento, el precio del aceite de cocina, del papel higiénico, además del impuesto que sube el precio a la gasolina y el gas. Todo esto les hace sentir a los colombianos que la reforma tributaria les va a disminuir su capacidad adquisitiva. Muy grave si se tiene en cuenta que hoy alrededor del 60% de los colombianos devengan un salario mínimo.

La segunda preocupación tiene que ver con los escándalos de corrupción. Los ciudadanos comienzan a percibir que mientras por un lado les sacan del bolsillo sus ingresos, por el otro los corruptos se llevan sus recursos en los tan sonados casos de corrupción como Caprecom, Reficar, Odebrecht y Saludcoop. Ni qué decir de los falsos enfermos de cáncer, falsos enfermos mentales o los falsos estudiantes. Ante toda esta secuencia de escándalos de corrupción: no hay justicia que actúe ni Gobierno que dé la cara.

La tercera gran preocupación de los colombianos es saber si el Gobierno le va a poner límite a las Farc en las zonas de ‘pre’ o de ‘concentración’. No puede ser que no haya control, límite y respeto a unos compromisos de comportamiento con relación a la sociedad civil. Lo que se está viendo claramente es un Gobierno que se le ha ido entregando a las Farc y que desconoció totalmente la voluntad del pueblo el pasado 2 de octubre, cuando dijo NO al plebiscito. Se siente que la ciudadanía está enardecida e insatisfecha por ver cómo le pisotearon su decisión. Se necesita freno a un Gobierno que a su vez no le ha puesto freno a las Farc.

La cuarta preocupación de los colombianos es la falta de oportunidades para sus jóvenes. Es muy frustrante que nuestros jóvenes se esfuercen por alcanzar una formación técnica, tecnológica o universitaria, en muchos casos de la mano del SENA, para luego salir a la calle y no conseguir oportunidades profesionales acordes con dicho esfuerzo. Es una gran preocupación de los padres de familia ver a sus hijos sin oportunidades laborales, mientras corren el gran riesgo de caer en la droga o en el alcohol.

El quinto tema de gran preocupación para la familia es el acceso digno a la salud. Los pacientes no pueden seguir esperando tres meses para poder acceder a una cita médica; tampoco que, cuando por fin son atendidos, les respondan que no hay medicamentos, que no hay dinero porque las EPS no pagan, que a las IPS el Gobierno no les ha girado, etc.

Esos cinco temas tocan hoy, día a día, a los colombianos de bien, trabajadores, al campesino, a todos aquellos que efectivamente están construyendo el país. Desde el Centro Democrático hemos dado los debates de control político, pero este año -más que nunca- nuestra meta es seguir planteando un programa que contribuya a recuperar la esperanza y la confianza del pueblo colombiano.

Tenemos que defender la institucionalidad y decirle a este Gobierno, que por un lado le saca la plata a los colombianos y que no está haciendo ningún esfuerzo para controlar su derroche desmedido, que desde el Centro Democrático y yo como Senadora de la República, seguiremos luchando por una Colombia que le devuelva esa esperanza a la familia. Seguiremos en la defensa de nuestras instituciones y especialmente defenderemos la voluntad del pueblo colombiano, expresada en las urnas el pasado 2 de octubre.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore