CIUDADES Y DISTRITOS, COLUMNISTAS

Un Metro ligero por la calle 30, para qué? invertir medio billón sin retorno?. Por: Jorge Vergara Carbó

jorge-vergaraAl área Metropolitana la encargaron de realizar los estudios y manejar el proyecto llamado “Metro Ligero” que tendría una extensión de 12 kilómetros comprendidos entre la calle 30 con carrera 46 hasta el aeropuerto. Con esta iniciativa se espera atender una demanda de 97.000 pasajeros día. Su costo estimado es de $1.4 billones de pesos, de los cuales el Distrito de Barranquilla asumiría $500.000 millones de pesos, recursos que no los tiene y que implicaría recurrir nuevamente a la figura de “vigencias futuras excepcionales” que hasta el año 2.034 suman alrededor $3 billones y/o al aumento de la deuda pública que a 21 de mayo de 2018, ya suma $940.127 millones. Deuda que se ha venido incrementando a una tasa del 25.8%, tasa muy superior al incremento de los ingresos.

En diciembre de 2.017 la deuda era de $747.027 millones, lo que indica que en los primeros cinco meses de 2018 la deuda se incrementó en $193.098 millones, esto sin contar las vigencias futuras ordinarias y excepcionales que el Concejo le ha aprobado al Distrito sin ningún tipo de análisis hasta el año 2.034, es decir 15 años, lo que significa que las administraciones del 2.020-2.024-2.028-2.032-2034, tendrán comprometidos la mayor de sus ingresos de libre destinación, porque esa vigencias futuras hay que pagarlas año por año, hasta su vencimiento incluyéndolas en el presupuesto distrital.

A este proyecto le vemos varias aristas, la primera es habérselo entregado a una entidad como el Área Metropolitana que no cuenta con el recurso humano capaz, y tampoco con la solvencia económica necesaria y cuyo desempeño no ha sido el mejor en manejos de otros proyectos como el de la ampliación de la circunvalar de la carrera 38 a la vía 40,  el cual pretendía hacerlo con un estudio de factibilidad elaborado por la “Misión Japonesa” de hace más de 25 años, que de no haberse denunciado a tiempo, los recursos de la Nación invertidos en esa obra se hubieran perdido. Incluso hoy la obra presenta imperfecciones y un sobrecosto elevadísimo. Una entidad que no ha sido capaz de regular el transporte intermunicipal, y tampoco entregar el “tanque 7 de Abril” en la fecha indicada,  a pesar del sobrecosto que presenta ese proyecto y con el cual por su no terminación se están perjudicando una parte importante de la población del Área Metropolitana. Es que es difícil entender esta decisión alcalde,  porque una entidad que del 2.016 al 2.017 pierde $11.340 millones de su patrimonio de acuerdo a sus estados financieros, está indicando que su manejo no es el mejor.

En segundo lugar creemos que el proyecto no es bueno porque no soluciona el problema de la movilidad en esa zona, como tampoco en la ciudad. No lo ha podido lograr “Transmetro” que hoy mueve 130.000 pasajeros/día que los que se piensa mover con ese proyecto que serían 97.000.
En tercer lugar, si el proyecto es bueno como lo plantean los privados, es mejor para el Distrito que autorice la obra pero que no invierta un solo peso. La realidad es que el Distrito empieza invirtiendo $500.000 millones y terminará con una inversión superior al billón de pesos, cuando esos recursos no los tenemos. Así empezó el Transmetro invirtiendo un porcentaje de la sobretasa a la gasolina, y los recursos no alcanzaron ni alcanzan aún a pesar del aporte de la Nación. Desde el principio se habló de cubrir una demanda de 300.000 pasajero/día, hoy se bajó a 170.000 y solo cubre realmente 130.000 pasajeros.
En cuarto lugar, no puede haber confiabilidad con los posibles socios del proyecto que como hemos escuchado, son los mismos o algunos principales de Inassa, recordemos todo lo que ha pasado y sigue pasando con la Triple A.

En quinto lugar, se han puesto a pensar cual sería la tarifa a cobrar, Trasmetro cobra $1.800 por viaje y, la tarifa no le alcanza. La tarifa del metro ligero para ser rentable no podrá ser inferior a los $6.000 por viaje. Para referencia las tarifas del metro en Europa oscilan en promedio por viaje en 2.40 euros, que hoy equivale a $8.021, lo que lo hace impagable y tendría que subsidiarlo el Distrito.

En conclusión,  creemos que lo mejor para la ciudad es que se fortalezca el sistema de Transmetro,  y ayudar al “Fondo de Estabilización” para cubrir la diferencia entre la tarifa técnica y la tarifa usuario que sigue siendo grande y por consiguiente arrojándole perdidas financieras  al sistema, situación que se da en todo el país, por el mal planeamiento del proyecto. Transmetro puede cubrir esos 12 kilómetros, ya parte de ellos los atiende.

Alcalde, en su administración como en el de la doctora Elsa Margarita Noguera de la Espriella, se han hecho obras importantes para la ciudad, hemos aceptado el alto endeudamiento y le hemos reconocido su trabajo, por ello le pedimos respetuosamente que no siga endeudando la ciudad y menos con un proyecto donde el Distrito tiene que invertir demasiados recursos financieros con los que no cuenta, y quedan muchos problemas sociales por resolver.
Consolidemos el transporte masivo con Transmetro, busquemos salida y no inventemos proyecto de movilidad que no soluciona ésta.
Lo ideal sería contar con un metro que cubra todo el Área Metropolitana como lo tienen ciudades como Barcelona y Viena,  que tienen una población de 1.8 y 1.6 de habitantes respectivamente, población igual o  inferior a la nuestra, pero para ello necesitamos contar con respaldo del gobierno nacional, nosotros solos no podemos.

Señores Concejales, el proyecto del “Metro Ligero” no es la solución, busquemos otras alternativas que no afecten las finanzas del Distrito.

6 junio, 2018

About Author

EditorCosta


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *